Blog de humor en serio y otros aderezos, donde la inteligencia trata de sobrevivir en el país del disparate...

Licencia

Licencia de Creative Commons
Este Blog cuyo autor es Jerjes Ascanio está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.
Creado a partir de http://elentrompe.blogspot.com/.
Licencia libre.

Marquesina

He aqui la construcción de una realidad soñada, sin ángulos rectos, donde las coordenadas se anulan, lo onírico es un buen escenario y el azar es protagonico...  Gracias por tu visita...
gadgets para blogger

14 jul. 2015

Oxygarum Digestivo

La orquesta, hasta ahora en silencio, ejecuto una música apasionada a cuyo son los comensales danzaron marcando el ritmo con cadentes movimientos. De golpe, tras la máscara de un payaso, conocido como Pennywise, hizo acto de presencia la figura mas esperada de la noche, todos tomaron asiento a la la mesa.


Aparecieron jóvenes de deslumbrante belleza y luciendo batas de ceda con hilos de oro, ondeando sus cuidadas cabelleras. Con gracia inusitada depositaron fuentes y jarras. Escanciaron licores y vinos y sirvieron los primeros entrantes.

No habían terminado de beber, cuando les sirvieron vermut mezclado con infusión de ajenjo, también trajeron vino tinto de Falerno, endulzado con miel ática y enfriado con nieve de los montes Albanos. A esto se añadieron cazuelas con ostras del lago Fumino y vieiras del Egeo, recubiertas de una salsa preparada con yema de huevo y pimienta.

El gran salón estaba lleno de música, risas y voces. Pennywise paseo la mirada por la sala complacido. Observaba las caras extravagantes de sus invitados, parecían competir entre ellos para ver quien reflejaba mas horror. Aparto la vista de los comensales, pensaba, ya llega la hora.

Pennywise cerro los ojos para atraer los malos pensamientos que tanto lo divertían, sintió que el corazón le latía apresuradamente, los asesinatos comenzaron. Un baño de sangre y viseras tiño de rojo el gran salón.

Muertos todos los invitados, aparecieron nuevamente coperos y doncellas, le ofrecían cuencos de agua perfumada para lavarse las manos...

No hay comentarios. :

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario, regresa nuevamente, saludos...

Imprimir

Loading